Clases de regularización en León Guanajuato

Clases de regularización en León Guanajuato.

¡Aparta tu lugar! Tenemos agenda abierta para:

🎸Clases de guitarra y artes. Literatura para niños. Manualidades.

✍ Clases de regularización, todos los niveles y materias. Nuestro método permite que el alumno aprenda a aprender para que no requiera clases de regularización más adelante.

✍ Club de tareas. Lectoescritura para niños. Matemáticas.

🎈Problemas de lenguaje, dislalia, discalculia, dislexia, autismo, Asperger, retraso, hiperactividad.

⚖Asesorías legales según el nuevo sistema.

📋Actualizaciones, talleres y capacitaciones a empresas y escuelas.

Información de costos y horarios: hjltextos@gmail.com

Profesor Héctor Juárez Lorencilla, licenciado en: Leyes (La Salle Benjamín Franklin), Educación (Normal Cristóbal Colón), Relaciones Internacionales (UNAM). Desarrollador de proyectos educativos, conferencista y tallerista. Cuenta con 37 años de experiencia como docente, especialista en niños con problemas de aprendizaje. Resultados garantizados. Él te enseñará a aprender.

Facebook: Asesorías legales y educativas.

Visita su blog: Educación y leyes para todos.

Bullying: siempre ha existido, aunque actualmente sea un tema controvertido

Ya puedes leer nuevos textos de Noticias TodoMePasa directo en el home de TodoMePasa.com:


Bullying: siempre ha existido. Desde que se crearon las escuelas como tal, tal vez desde el “Calmécac” de nuestros antepasados.

Bullying: siempre ha existido. Desde que se crearon las escuelas como tal, tal vez desde el “Calmécac” de nuestros antepasados.

Aunque sí reconozco que en la actualidad es un tema de mucha controversia.

¿Cuál es la diferencia entre el bullying en el pasado y el bullying en la actualidad?

Pregunta interesante. Y tal vez no sea yo la persona más indicada para responderla.

Hace muuuuuchos años, cuando estudié la primaria y secundaria, el bulliyng ya existía. No solamente por los mismos alumnos, sino también por parte de los maestros.

Recuerdo a mi maestra de sexto año: Tenía una “baqueta”, no era un regla de madera con la que te pegaban en las manos… Sino como una especie de bat. Vaya que dolía cuando te pegaba con ese artefacto. Y todo por haber dado mal una respuesta.

En la secundaria todas las niñas nos hacíamos bullying. Porque eras bonita, porque eras fea, porque tenías piojos, nomás porque se me dio la gana y me caes mal.

Pero no pasaba de allí, de molestar o decir alguna cosa incómoda y pues a agua y ajo, aguantarse y a joderse. Porque si contestabas, ibas a parar a la Dirección.

En mi opinión, creo que el bullying en la actualidad es tan complejo porque la misma sociedad está cambiando.

Existen muchas frustraciones, existen familias que no dan ejemplo de respeto y moral a sus hijos.

Los padres de la generación anterior no permitíamos a nuestros hijos las palabras “irrespetuosas”.

Mi hija se queja de que yo la golpeaba. Y ahora que es madre no quiere que su hija pase por lo mismo.

Es más, ahora si golpeas a un hijo hasta te puede demandar y enviar al bote.

Pero por lo mismo, se ha ido perdiendo el respeto a la autoridad. Ahora ya los hijos te pueden decir cualquier cosa.

¿Por qué los chicos de hoy hasta pueden tomar la pistola que tienen escondida en su casa? Asustar a sus compañeros de la escuela, e inclusive en algunos casos extremos matar a compañeros o maestros.

Hace poco salió la noticia de la banda de “Los Centinelas”: Por puro gusto se juntan y golpean entre diez a un chavo que está solo con su novia.  Solo por el gusto de pegarle a alguien. Obvio, muy machitos cuando están en bola.

Y no son chavos banda, algunos son chicos que estudian en el Tec de Monterrey o en la del Valle de México. Precisamente fueron expulsados del Tec, por la golpiza que le dieron a un muchacho en un Centro Comercial del Pedregal.

Imagen: Informador.com.mx

Educación en México: mejor gracias al uso de internet

Ya puedes leer nuevos textos de Noticias TodoMePasa directo en el home de TodoMePasa.com:


Educación en México: mejor gracias al uso de internet

Educación en México: mejor gracias al uso de internet

A continuación finalizo con mi opinión sobre el texto “Escuela, ¿para qué?”, de Héctor A. Ortega, publicada en TodoMePasa.com. Pueden leer aquí la primera parte y la segunda parte de mi artículo.

Desde hace décadas la situación económica en México es precaria para la mayoría de los ciudadanos. Conozco Licenciados en Administración de Empresas que trabajan como taxistas porque no encuentran un trabajo adecuado. O personas que no pueden ejercer la profesión que estudiaron porque el mercado está saturado.

En la educación la situación ha mejorado mucho con internet. Anteriormente tus papás te decían: si no pasas el examen de la UNAM o del Poli, no podrás cursar estudios superiores. Para el nivel adquisitivo de los mexicanos, el que los hijos cursen una carrera en una escuela privada es casi prohibitivo. Las universidades privadas son exageradamente caras. También lo son las escuelas “patito”, que han proliferado durante los últimos años, aunque sin calidad en sus programas de estudio.

Algunas veces los padres, con tal de que sus hijos cursen estudios superiores, los meten a estas escuelas donde no obtienen ninguna preparación. Y ves “licenciados” que escriben con faltas de ortografía y no tienen la menor idea de lo que trata su carrera.

Y ya ni hablar de estudios de Maestría, Posgrados o Doctorados en el extranjero. Solo si llegas “becado” por alguna institución pública es posible tomar este tipo de estudios.

Así llego a la conclusión de que la educación en México es bastante deficiente. Hasta al Secretario de Educación Pública lo corrige una niña de primaria: No se dice “ler” sino leer. Esto es una vergüenza para nuestro país.

Aunque no todo son malas noticias… 

Hemos leído últimamente de chicos que han participado en concursos de matemáticas, o han presentado algún proyecto de robótica y han obtenido primeros lugares. Superan a grandes potencias educativas cono Alemania o Finlandia.  Garbanzos de a libra.

Imagen: Lafronteradice.com

Escuela, ¿para qué?: Mi opinión sobre la educación online

Ya puedes leer nuevos textos de Noticias TodoMePasa directo en el home de TodoMePasa.com:


Escuela, ¿para qué?: Mi opinión sobre la educación online.

Escuelas online, ¿son una buena opción?

En mi primera publicación para este blog escribí parte de mi opinión sobre el texto:

Fue escrito por el educador mexicano Héctor A. Ortega, el cual fue publicado de forma reciente en la página web TodoMePasa.com.

Trata de la historia de Suri, adolescente que cursa o cursaba la Middle School en línea, en una escuela de Estados Unidos. Sus papás encontraron la opción del INEA para que Suri también tuviera un certificado mexicano aunque nunca asistiera a clases presenciales.

Con esta premisa, continuaré escribiendo sobre las escuelas online.

Existen diferentes tipos de escuelas online. La mayoría para cursar bachillerato o alguna carrera de tu preferencia. Y aunque esta escuela tenga su “sede” en alguna otra entidad, no existe mayor problema.

Se accede a su sistema, donde te explican muy claramente los objetivos del tema a tratar ese día. Te indican en dónde puedes investigar tal o cual dato, te hacen sugerencias para mejorar tu desempeño.

En general se trabaja muy a gusto en estas escuelas.

El facilitador

La persona con quien tienes contacto directo es con el profesor o “facilitador”, como también se les llama. La mayoría de las veces tienen mínimo una Maestría y son especialistas en su materia. Son personas muy accesibles, con las que puedes contar en cualquier momento para cualquier duda o sugerencia que tengas. Inclusive, en algunos casos, se llega a dar una amistad entre profesores y alumnos.

Nivel educativo

Las escuelas online tienen muy buen nivel educativo. Sus estudios tienen validez oficial. Esto es sumamente importante porque, si no, se estaría perdiendo un tiempo valioso, aunque uno haya adquirido los conocimientos necesarios.

Pasando a otro tema relacionado con la educación:

En nuestro país hay una carencia de ofertas de trabajo y acceso a las empresas donde puedas obtener un salario acorde a tus capacidades. Profundizaré en el tema en mi siguiente entrega.

Imagen: Revista Educación Virtual

Opinión sobre el texto “Escuela, ¿para qué?”, de Héctor A. Ortega (I)

Ya puedes leer nuevos textos de Noticias TodoMePasa directo en el home de TodoMePasa.com:


Opinión sobre el texto: “Escuela, ¿para qué?“, de Héctor A. Ortega


Por: Bianca Grimaldi


Hoy leí una columna muy interesante en el blog de TodoMePasa.com. Es referente a la educación en México, el título es: “Escuela, ¿para qué?” y el autor es Héctor A. Ortega.

Opinión sobre el texto "Escuela, ¿para qué?", de Héctor A. Ortega. Por: Bianca Grimaldi.



Habla sobre una niña de nombre Suri (no Suri Cruise, por supuesto), es una niña que vive en México y estudia vía online en Estados Unidos la Middle School (secundaria). Explica de una manera muy interesante que esta niña estudia vía internet en una escuela extranjera, aunque sus papás piensan que la niña debe tener un certificado expedido en México.

La opinión de Suri es que no le gusta asistir a la escuela porque está fea y prefiere estudiar online, en donde puede atender sus lecciones, presentar exámenes, etc.

Esto me permite hacer una reflexión al respecto, ya que yo a mis 57 años de edad he pasado por los dos tipos de educación. Escuela “normal” hasta la secundaria, y en los últimos años escuela online para bachillerato y parte de una Licenciatura.

En mi opinión muy personal


Los avances que nos ha traído la tecnología hoy en día es precisamente ese, poder cursar estudios vía internet y que sean válidos. Anteriormente no teníamos acceso a esta última opción, obvio, hasta que se desarrolló Internet. 

Ahora tenemos múltiples opciones para que las personas que “realmente” desean estudiar y superarse lo puedan hacer. Ya no es necesario ir a una “escuela”, ya podemos tomar nuestras lecciones, hacer tareas, investigar en múltiples páginas. Googlear cualquier información que necesitemos, presentar exámenes. 

Y lo más importante, lo puedes hacer en la comodidad de tu hogar y a la hora que tú tengas disponible. Ya no necesitas ir a una escuela para aprender, ahora puedes ser autodidacta con el apoyo de las escuelas online.

Continuará.

Del caso de la niña adolescente golpeada por su madre, de Trinidad y Tobago

Del caso de la niña adolescente golpeada por su madre, de Trinidad y Tobago
 



En respuesta al texto: 

Sobre el video de la madre que le pega a su hija por subir fotos semidesnuda a Facebook


¿Cuántas mamás corrigen a sus hijos con golpes? Excluyendo los motivos, ¿cuántas mamás suben a Facebook el video de cómo corrigen a sus hijos con golpes?

La señora madre de esta niña humilla y atenta contra la estima de su hija,  es el caso donde el remedio salió peor que la enfermedad.

Quien sube su vida a internet no tiene privacidad, todo es público y es una invitación a que todos, absolutamente todos, opinen de uno: especialistas, profesionistas, padres de familia, religiosos, políticos, jóvenes, señoritas, niños, maestros, pervertidos, degenerados, sociópatas, voyeuristas, etc.

Analicemos la situación: 

1.- La niña tiene acceso a las redes sociales en la computadora de la casa; 

2.- La niña no es supervisada por su madre; 

3.- La niña tiene libertad y medios para subir sus fotos a Facebook; 

4.- La niña abusa de la confianza de su madre y sube fotos semidesnuda; 

5.- La madre considera obscenas o sucia las fotos y los mensajes; 

6.- La madre regaña y corrige a su hija con golpes; 

7.- Y para escarmiento y de lección sube el video de la golpiza a su hija a su Facebook. 

8.- Posteriormente declara en entrevista que está dispuesta a ir a la cárcel por lo que le hizo a su hija. 

9 .- Todo el mundo quiere opinar si estuvo bien o estuvo mal. 

10.- Se vuelve un trend topic.

¿Cómo es que una niña de Trinidad y Tobago tiene acceso a internet? Para empezar, sólo el 17% de su población se encuentra en pobreza, es decir, viven mejor que nosotros los mexicanos: exportan hidrocarburos, caña de azúcar, azúcar, ron y cacao y han tenido crecimiento económico en los últimos 8 años.

El comportamiento de la madre fue abusivo y visceral. No ponemos en duda sus sentimientos de amor hacia su hija ni la forma de corregir a su hija (es una madre grande, ignorante y afectada por lo que hizo su hija) sino la forma humillante de corregirla y el abuso de ventilar la golpiza a su hija  en internet.

Más del 70% de los cibernautas aprueban el comportamiento de la madre, esto quiere decir que: ¿están de acuerdo en usar violencia para corregir las faltas de sus hijos?, ¿en todas las faltas o sólo en las de carácter sexual? El video que vi está titulado: “Así deberían de reaccionar todas las madres cuando las hijas suben fotos a las redes sociales enseñando de más” como un ejemplo a seguir. 

La madre, para corregir el comportamiento INCORRECTO, INMADURO y SUCIO de su hija, aplica la mejor solución a su alcance: la golpea con un cinturón, la insulta, y se burla de niña, diciéndole: aquí tienes tus “LIKES”. 

¿En verdad esa es la mejor forme de corregir? 

La mamá está enojada más que desesperada, se ve inmediatamente; especular si son pobres, si le afectó la ausencia del marido o padre respectivamente, si tiene estudios es circunstancial, el hecho trascendente es la publicidad de esa humillación, no la golpiza.

La primera reacción de cualquier madre – padre ante una falta de ese tipo, lo más normal es que le den una buena regañada y unos cinturonazos y le suspenda la computadora. 

No existen medidas sobre cuántos manazos o cachetadas o cinturonazos son los correctos y los justos, ni la intensidad y fuerza de los mismos, cada padre considera cuántos hay que darles de acuerdo a la gravedad del asunto.

La niña  recibió bastante golpes por su falta, ¿cuántos golpes les damos a los padres por sus faltas? Las fallas de un padre hacia sus hijos dejan huellas para toda la vida; la falta de esta hija atentó contra ella misma (su estima, prestigio, reputación etc.). Este tipo de fallas que menoscaban la personalidad, la autoestima, la autoimagen, el autoconcepto, no se corrigen con golpes sino con palabras de comprensión, de apoyo, con supervisión en las amistades.

Pero el hecho de que más del 70% de los cibernautas cree que se hizo lo correcto sólo deja ver los niveles de violencia que se viven al interior de las familias y sus modos de educar y de corregir.





Héctor Juárez Lorencilla es Licenciado en Leyes, en Educación Primaria y en Relaciones Internacionales. 

Terapeuta, experto en niños problemáticos, profesor de regularización de todos los niveles y todas las materias.

Sobre el video de la madre que le pega a su hija por subir fotos semidesnuda a Facebook

UPDATE: No he podido leer los comentarios que me han dejado en este blog desde hace unas semanas =S No sé si es culpa de Disqus o de Blogger, el caso es que no hallo la forma de leerlos. 
 
Pero me interesa saber su opinión: por favor escríbanme un tuit a @todomepasa o un comentario en Facebook.com/TodoMePasa.
 
En instantes podrán leer la opinión profesional del Lic. en Educación Primaria y Lic. en Leyes, Héctor Juárez Lorencilla, sobre este texto.
 

 

Seguramente ya vieron el dichoso video: una baaárbara madre agarra a cinturonazos a una escuincla de según 13 años porque, luego de bloquear a la mamá de su Facebook, la mujer descubrió que la niña no sólo se tomaba fotos en ropa interior sino que etiquetaba a todos y cada uno de sus amigos para que le dieran “Like”. Así que primero le da dos tres cintazos con la consigna de capturar todo en video para subirlo a Facebook, al fin que la niña quiere ser “famosa”. Comienzan los golpes y la niña se ríe, así que la madre se sigue: ¡paaaz!, ¡zas!, ¡pum!

A mí de niña me dieron mis buenos cates, tal vez no a ese grado (o como a otros que les tocaba que les rompieran palos en el cuerpo) pero la mayoría por babosadas que ni al caso: ¿dos tres ganchazos de metal por no haber colgado el abrigo gris? Y cuando le hablaron a mi jefa del Colegio Las Rosas porque me fui de pinta en primero de secundaria, creo que ni me castigaron: más bien le habrá dado “risa” a mi madre que haya pasado horas enteras transbordando por todas las líneas del Metro para conocer la Ciudad de México y leer en los caminos subterráneos.

Les comparto uno de mis múltiples traumas de la niñez: un dizque “noviecito” que tuve a los 10 años, un tal Gerardo Nieto, me hizo llegar el rumor con mi vecina Vanessa de que quería regresar conmigo… así que le aventé un papelito desde mi piso preguntándole si era cierto. En lugar de esto, los muy ojetes (porque dirán mierda y media sobre la generación actual, pero no olviden que a nosotros también nos tocó el bullying y nadie hacía escándalo entonces) copiaron mi letra para hacer como que yo le escribí a otra fulanita que la quería golpear y no sé qué. Mi mamá, por supuesto, le creyó más a su queridísima vecina Lorena Galán, o a la Anabel Nieto o a quien sea que le haya ido con el chow… claro, ¿por qué le iba a creer a su propia hija si siempre fui medio mentirosita compulsiva precisamente para salvarme de mil castigos??? Quedé tan resentida, no por la guamiza sino porque mi madre no creyó en mí, que pasé una o dos semanas en casa de mi Ana Madrina.

Seamos sinceros: la mayoría de los niños fuimos bastante cabroncitos, si no naaadie nos diría frases célebres como el “ya las pagarás cuando tú tengas hijos”. A casi todos nos dieron nuestros buenos guamazos, y afortunadamente seguimos aquí, siendo personas seudoprovechosas que no se meten en grandes líos y que aman a sus padres así hayan pasado más tiempo en la oficina que con uno porque, ustedes saben, alguien tiene que proveer el dinero para vivir.

Ahora, regresando a la cagotiza que le pusieron a la mocosa del video:

Medio planeta anda indignadísimo con el caso de “violencia intrafamiliar”, “abuso infantil” y demás. Yo, como siempre que no tengo nada bueno que hacer, me puse a investigar más y encontré un link (http://www.dailymail.co.uk/news/article-2613651/Shocking-video-Caribbean-mother-brutally-whipping-daughter-12-belt-posing-semi-nude-Facebook-goes-viral.html) que dice en resumen:

Esto fue en Trinidad y Tobago, la niña tiene 12 años, todo comenzó porque la madre descubrió mensajes de texto de la escuincla con un chavo que la quería convencer de tener sexo… Ahí fue cuando la madre entró al Facebook de la susodicha (si los de Facebook descubren que tienes menos de 13 años borran tu cuenta) y… se encontró con la sorpresita de que la niña de 12 años, diciendo que tiene 21, posteó ene fotos suyas en ropa interior (no creo que lleguemos a ver las fotos, son pornografía infantil; y que la escuincla agradezca que no está en Estados Unidos donde si eres menor de edad y te tomas fotos XXX te acusan penalmente por crear pornografía infantil).

La familia consta de 3 hermanas y 1 hermano. El papá se largó de la casa y le dice a la hija que no quiere saber nada de ella, motivo por el que la escuincla anda de rebelde (nota al margen: no sé por qué demonios medio mundo escribe “revelde”, vaya, hasta Silvia Pasquel cuando compartió fotos de “Qué pobres tan ricos” en Acapulco) y totalmente descarriada.

Días después la hija y otra hermana subieron un video (que aún no encuentro, o que más bien no he buscado) para apoyar la correctiva de la mamá, decir que la aman y que ella lo hizo por la niña, para que no salga embarazada a su edad o termine en la calle, etc. Y la señora en entrevista dijo que está dispuesta a ir a la cárcel por “abuso infantil” si eso sirvió para que la niña no haga tonterías.

TOOOTAL que este caso está envuelto en la polémica. Si bien la mayoría coincide en que se le pasó un poco la mano con los golpes, SÍ está de acuerdo con que le haya dado su buen ‘tatequieta antes de que la niña termine quitándose lo que le queda de ropa con cualquier chavito menso que difícilmente se hará responsable de un niño siendo él mismo un niño. Basta con leer los votos a favor y en contra de los comentarios en la misma página de Daily Mail:

¿Que yo qué opino???

Precisamente porque de niña me dieron dos tres golpes por tonterías que ni al caso, porque en verdad nunca hice cosas taaan graves, siempre he dicho que nunca jamás y por nada del universooo le pegaré a mis futuros hijos. Mi esposo es de la opinión contraria, y pues él tiene mucha más experiencia con niños que yo.

Luego de ver este polémico video llego a la conclusión de que trataré de no pegarle a mis futuro hijos por tonterías, PERO sí habrá cosas que ameriten unos zapes en la cabeza: que roben, que anden “toqueteando” a terceros (¿sí me explico?), que falsifiquen firmas… actitudes que puedan crear futuros delincuentes.

Apenas esta semana terminé de leer El sueño más dulce, de la premio Nobel Doris Lessing (tal vez luego, si me acuerdo y si tengo ganas y tiempo, les haré un post tipo reseña o de opinión al respecto). El libro está ubicado al principio en Inglaterra, los años 60: casi todos los “críos” son lo que hoy conocemos como NiNis (ni trabajo, ni estudio, ni hago ni madres con mi vida). Tanto la abuela Julia como la mamá Frances Lennox y miles de adultos se preguntan: ¿pero por qué esta generación nos salió así? Vivían como 10 críos en la casa porque todos odiaban a sus padres, no compraban ropa ni libros porque era más “patriótico” robar, y ya ni hablemos de la revolución sexual y los abortos. El hijo mayor de Frances, que años después se titula en dos carreras, de momento está con una adicción a la marihuana y además tiene anorexia; el hijo menor, en vez de desahogarse con su terapeuta, va y le grita a su madre tooodos los motivos por los que la odia a ella y a su padre, el camarada Johnny.

Ok, era la década de 1960, apogeo del paz y amor… Pero, en resumidas cuentas, el libro te hace ver lo miiismo que los papás hoy día alegan: ¡Es que les dimos todo! Es que ellos tienen más oportunidades, se les deja vivir en casa hasta que se gradúan (eso si se gradúan, y eso si se van de casa), tienen internet, tienen teléfonos con cámara, bla bla bla. Supongo que en los 60s los papás no le daban ni un manazo a los “críos”, ¡iba en contra del espíritu!!!

Aquí en casa (es un decir) tenemos el caso de una ex alumna de entonces maso 13 años que empezó de loquita con un tipo de 26 que tiene una hija con la vecina de enfrente. Cuando la familia se dio cuenta se armó el relajo, se la llevaron unas semanas a vivir con una tía porque el degenerado le dio un beso en la boca, lalala. Todo esto me lo contó la hermana (que, para colmo, salió con su domingo siete a los dieciséis… les digo), y yo le dije que si necesitaban asesoría legal para denunciar al tipo por pedofilia, ahí estábamos. La mamá, como se imaginarán, ni se presentó, de hecho casi casi pintaron su raya. Bla. Un año después resulta que la NIÑA de ahora 14 años ya de plano anda con el fulano, besándose en la calle y demás sin importarles que la mamá de la bebé y la colonia entera los vea. Le pregunté a la abuelita si acaso la mamá ya le dio permiso, y contestó que no sabe, que ella por su parte ha tratado de todo para alejarlos pero pues no, ahí andan, sonrientes y tomados de la mano. No faltará quien diga que el amor no tiene edad, y más que la escuincla ésta se ve mucho más desarrolladita. Aún así me parece una desviación de la naturaleza por parte de este vago (porque es un vago, de esos que se la pasan chupando tranquilos en la calle casi del diario) que esté seduciendo a una escuincla que ni 15 años tiene. Pero, como le dije a mi esposo: ¿a quién le dan pan que llore? La obvia responsable es la mamá de la niña, quien pudo haber denunciado penalmente al pervertido ése por intentar meterse con una mocosa de 13, pero no lo hizo y pues ahora espero que ella sí sepa cuidarse. Igualmente, sobre la hermana mayor que parió a los 17, la mamá pudo haber obligado al papá pues el embarazo se dio a los 16 años, cuando el delito es estupro (sexo consensuado con adolescente de 16 ó 17 años de edad), pero pues no hizo absolutamente nada. En fin, cada quien.

He dicho. Al que no le parezca, pues que haga todo lo contrario a lo aquí escrito, ¡a ver si se acuerda!

El fracaso de la educación sexual en México

Para hoy prometí subir más imágenes de los autores de Alebrije de palabras: Escritores mexicanos en breve, ya casi tenía listas las fichas biográficas de Amaranta Caballero Prado, Andrea González Cruz, Angélica Santa Olaya, Armando Gutiérrez Méndez y David Chávez…

…pero mi autonombrada “lectora number one”, o séase mi señora madre, reclamó porque mi columna de hoy para El Heraldo del Bajío no apareció en la web del periódico. Así que aquí les va:


 

EL FRACASO DE LA EDUCACIÓN SEXUAL EN MÉXICO

Publicada en El Heraldo del Bajío el viernes 30 de agosto de 2013.

…¡en el planeta Tierra, diría yo!

Estamos a punto de comenzar el mes más “patriótico” (“de dientes para afuera”, diría mi señora abuelita) del universo. Por ahora las conversaciones políticas se centran en que si el Primer Informe de Gobierno de Enrique Peña Nieto será o no será y en dónde, bla bla bla. Pero ese tema me resulta sumamente aburridísimo porque, la verdad, no sé qué ha hecho Gobierno Federal durante este año… con excepción de esos lindos comerciales televisivos donde van unos tipos brincoteando de un lado al otro quesque “moviendo a México”.

¡Ah!, y también ha habido una gran dedicación a sacarle la vuelta a los profesores disidentes, jo jo, porque ni los castigan por sus disturbios ni les resuelven nada.

¿A poco no está cool vivir con tanta, tantísima paaaz?

(Sí: vivimos como en el programa sesentero de Batman: ¡PAAAZ!, ¡BUUUM!, ¡CUAAAZ!)

Ya cumplí tres tres TRES años completitos viviendo fuera del Distrito Federal. Mientras que en la Ciudad de México las chicas se embarazan “sin querer” entre los 15 y 18 años de edad, acá en provincia he visto un buen de niñas panzonas. Y digo NIÑAS porque mi vecinita me cuenta que una compañera de ella salió embarazada nada menos que de DOCE AÑOS DE EDAD, o sea, estando en sexto de primaria.

No sé qué diga el “programa oficial” sobre la educación sexual para nuestros niños y jóvenes, y en verdad no creo que se pueda esperar mucho que digamos de la educación en las escuelas, especialmente en las escuelas oficiales donde para empezar usan libros de texto con faltas de ortografía. ¡Bravo, Emilio Chuayffet!!! Hace meses denuncié en esta misma columna HORRORES como un “homóplato” con h en el libro de texto gratuito de Ciencias de 4to de primaria (La Reforma des-educativa: “homóplato” y otras burradas según la SEP. http://heraldodelbajio.com/de-chilanga-aferrada-a-leonesa-de-corazon-22-ene-2013/). No creo que el presupuesto anual de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos sea taaan poquito como para NO poder contratar a un un UN solo corrector ortotipográfico.

Es un hecho que las deficiencias escolares deben o más bien debieran ser cubiertas en casa. A menos, claro, que ustedes quieran que sus nenes sean padres antes de tener la edad legal pa’ comprarse una cerveza. El problema es que esto es un círculo vicioso más o menos así:

1) Los niños corren libres por la calle, como a-ni-ma-li-tos. Juegan sin supervisión adulta, primero a esquivar automóviles, y cuando crecen juegan a cosas más interesantes como a meterse entre los arbustos con alguien del sexo opuesto.

2) Un mes cualquiera, estas niñas se convierten en señoritas. La edad promedio actual en que una niña comienza con la regla es maso a los once años, aunque ya sabemos que depende de factores genéticos, ambientales y tonterías varias como “las hormonas en la carne de pollo”. (Según una tal Natalia París, “comer pollo con hormonas hace a niños homosexuales”… ¡Tenía que ser modelo la mentada filósofa!)

3) Estas señoritas de pronto sienten “cosquillitas” al conocer a un chico que les guste, y bueeeno. Los papás andan trabajando en su oficina o negocio, o –algo bastante común– manejan camiones (tráilers), así que las mamás están a cargo del hogar. PERO no es nada raro, por lo menos aquí en mi querido “Rancho-Pueblo” (y saben que le digo así de puro cariño), que las mamás se la pasen en el coto con las comadres (si pusieran mesas en la calle… me cae que parecería Sanborns) o con los galanes de turno, o viendo telenovelas –uno de los programas más dañinos de Televisa: “La rosa de Guadalupe”. Mi ex alumna decía verlo dizque “para saber qué no hacer”–. De hecho, muchísimas mamás dejan a los niños como animalitos en la calle para sentarse frente a la tele toooda la santa tarde.

4) Las señoritas salen embarazadas en promedio a los 14, 15 años de edad porque naaadie les explicó que hay pastillas anticonceptivas, o no les alcanza para consumirlas, o les da pena reconocer que, como todo ser humano, tienen impulsos sexuales. En la farmacia de la esquina había una oferta bastante graciosa: dos pruebas de embarazo en ochenta pesitos… ¿no sería mejor una oferta de condones, digo yo???, porque eso de sospechar un embarazo por accidente una vez pues va, pero que ofrezcan DOOOS pruebas bara bara dice mucho sobre la idiosincrasia local.

5) Las señoritas se convierten en madres, solas o acompañadas. Dejan la escuela (si es que aún no la han abandonado) y se meten a trabajar por el resto de su vida mientras la abuela cuida a los bebés. O bien, las nuevas madres se dedican al hogar y a tener un hijo tras otro.

6) Cuando estos bebés están en edad, andan solitos jugando en la calle (sí: niños de 3, 4 años que apenas si pueden decir su nombre completo), mientras las jóvenes madres ven telenovelas toda la tarde o se dedican a ligarse a un nuevo papá.

…etcétera. Es un tema largo, larguísimo y tendido, pero seguro se hacen a la idea. Si bien muchas chicas logran sacar adelante a sus niños y son excelentes madres, es un hecho que todo tiene su momento. Hay que enseñar a nuestros jóvenes que antes de dar vida hay que aprender a cuidarnos a nosotros mismos, desarrollarnos como personas, hacer una carrera profesional o cumplir nuestros sueños artísticos, etcétera, etcétera. ¿Qué necesidad hay de dejar nuestros sueños de lado sólo porque nos lavaron el cerebro: “los métodos anticonceptivos son pecado / cosa del diablo”???; en ese caso tener relaciones sexuales antes del matrimonio también es “pecado” y eso NO impide que el ser humano se siga reproduciendo, con o sin permiso del ser supremo de su preferencia. ¿O sí???

Iniciativa Mesas Verdes

Cuida tus plantas mientras cuidas del medio ambiente: 
abona la tierra de tus macetas con desechos de fruta y verdura.

Recibí la invitación de la web Tiendeo.com, en la cual se leen online más de 3,5 Millones de catálogos al mes, con lo que se ayuda a ahorrar mensualmente 660 toneladas de papel o, lo que es lo mismo, la tala de 9.760 árboles.

Ésta y otras prácticas son las que reflejan uno de sus valores (y de los míos, por supuesto): el compromiso con el medio ambiente.

Por eso, TodoMePasa y Tiendeo te invitamos a participar en una nueva y original iniciativa ecológica auspiciada por la ONG Acciónatura: Mesas Verdes.

Con ella queremos ayudar a proteger y conservar uno de los parajes naturales más ricos en biodiversidad y a la vez más amenazados del planeta, la Reserva de la Biosfera Sierra Gorda en México.

¿Por qué Mesas Verdes? La fórmula es muy sencilla: Tu mesa de trabajo = 1m2 de superficie = 1m2 de selva que Tiendeo apadrina por ti.

Así, cada vez que consultemos el ordenador desde tu mesa verde, sabrás que estás contribuyendo a proteger uno de los tesoros de la naturaleza.

Participar es muy sencillo: tan sólo debes escribir un post como éste, hablando de la iniciativa, o colocar en tu blog la insignia Mesas Verdes. Tiendeo apadrinará un metro cuadrado de selva por ti, y colocarán tu mesa en el mapa verde de Tiendeo, con tu nombre y un link a tu blog.

Aquí puedes encontrar toda la información sobre la iniciativa:

http://www.tiendeo.com/eco/

Espero que, como a mí, te guste la iniciativa y que te unas a ella.

– niños = + amor

¿Cómo están?,

yo acá en nuestra escuela con el Director Héctor (el más guapo del Bajío) y mis dos alumnos… Les cuento:

Comencé clases con cuatro niños (Astrid de 3ro, Miguel de 4to, Jorge y Constanza de 2do) y casi me vuelvo loca: Jorge llegó chillando que porque no quería tomar clases, nadie quería estar con Constanza que porque se saca los mocos y se los come, lalala. Ese mismo día pasaron por Constanza a medio día y ya no regresó, por mí mejor porque, según me dijo otra maestra, desde kínder le hacen bullying por sucia.

Creo que sólo el martes trabajé con los niños restantes, ya más tranquilo: Miguel que es el alumno perfecto y bien portado, Astrid latosona pero dice cada cosa que te ríes aunque no quieras, y Jorge que seguía llorando por todo y sin querer trabajar ni por error, ‘che niño flojo, de ésos que escriben una letra y te preguntan si van bien, o les pones un libro de cuentos y que por qué tienen que leer taaaanto, lalala.

No recuerdo si fue el miércoles o el jueves que entraron dos hermanos: Sara de 3ro y Ángel de 2do. Sara es una niña super bien portada, educada y linda (algo así como “la hija ideal”), aunque me escribía cazi todaz laz palabraz con zeta y no se sabía las tablas de multiplicar (en cambio, Astrid ya está viendo divisiones de una cifra en el divisor). Ángel sí era una pesadilla andante, y lo digo de manera literal pues se la pasaba viendo películas de terror sin supervisión adulta y cada cinco minutos te hablaba de que si se le metió el diablo a su hermana y que si vio a una niña en una casa embrujada, bla bla; en cuanto a la escuela escribía los números al revés, por ejemplo el cincuenta me ponía “05” y así.

Trabajé con los cinco niños durante cinco días: Sara y Miguel sin problema alguno, Astrid llamando la atención con tonterías como que de pronto se le olvidaron las restas y etc; y las pesadillas eran Jorge y Ángel porque no sólo había que estarlos sentando para que trabajaran sino que se peleaban y luego echaban relajo y en pocas palabras no querían trabajar, algo tan simple como copiar un párrafo de un libro era casi casi como si les pidieras todos sus juguetes o yo qué sé.

El último día que estuvieron todos fue el martes: en la mañana les enseñé a hacer un cubo y ufff, no lo hubiera hecho: Jorge que no sabía trazar cubos (hellooo), y Ángel amenazó a Miguel con las tijeras acercándoselas a la cara, así que a los chiquitos les suspendí la actividad y les puse series númericas (escribir del 3 al 300, de 3 en 3).

Total que el miércoles sólo llegaron Astrid y Miguel, y por la tarde vinieron los papás de Jorge inventando que según se iban a mudar de estado, y la mamá de Ángel y Sara también vino que según Ángel no se había adaptado, lalalaaa. Yo lo sentí por Sara, pero NADA MÁS: me ahorré de estar batallando con un niño chillón que hace travesuras y te miente en tu propia cara aunque lo estés viendo, y también me ahorré de estar batallando con un pequeño delincuente que piensa que las películas de terror son reales.

El caso es que ahora estoy más que feliz con Astrid y Miguel: mientras le explico algo a uno, el otro sigue trabajando. No tengo que quedarme sin recreo porque los dos moloncitos no trabajaron en clase, no tengo que andar corriendo de un lado al otro para que se estén quietos, etc. Seguro habrá quien prefiera escuelas grandes para “socializar” pero ni al caso: yo siempre estuve en grupos de más de 50 alumnas y así como que muchas amigas no tuve, al contrario, fui la clásica víctima de bullying porque no me gustaba hablar con nadie.

Y pues ya me voy porque, además de dar clases en la mañana, tengo que tomar clases de la ingeniería en la tarde…

Call me… Miss Jessy

Ayer lunes 27 de agosto cumplí ya DOS años siendo novia de mi esposo Héctor, y también DOS años de que decidí de un día para otro dejar de vivir en el DF y comenzar una familia en el Bajío de México.

Algunos de ustedes ya conocen parte de esta historia de amor, pero ahora pueden enterarse de TODOOO el chisme leyendo cada martes y cada viernes mi columna:

…nada menos que en la versión impresa y en la versión electrónica del periódico El Heraldo del Bajío.

Den clic en cada link para leer los episodios:


Hace ya una semana que los niños mexicanos regresaron a tomar clases. Tengo el gran orgullo de platicarles que (por si se preguntan por qué no había podido actualizar este intento de blockkk) desde este lunes 20 de agosto de 2012 estoy laborando como profesora multigrado de primaria, ¡qué tal!!!

En mi aula escolar hay cinco alumnos: Miguel (4to año), Astrid y Sara (3ro), Jorge y Ángel (2do). Cada mañana comenzamos a las 8 de la mañana con nuestra materia favorita: Matemáticas, juar juar.

*Miguel, quien trabaja siempre de manera impecable, está practicando las divisiones de dos cifras en el divisor, y mientras también aprende operaciones básicas de fracciones comunes (mismo denominador).

*Astrid practica multiplicaciones de más de dos cifras y sumas con punto decimal, aunque como le gusta la atención negativa ahora resulta que no se acuerda de cómo hacer restas “de llevar una” y es bastante desobediente. Es imaginativa y luego dice cada cosa que no puedes evitar morirte de risa.

*Sara iba en una escuela oficial donde sus profesores se dormían, así que se está aprendiendo las tablas de multiplicar mientras le enseño a hacer multiplicaciones de más de una cifra. Tiene muy buen comportamiento aunque me ezcribe cazi todaz laz palabraz con zeta, no zé por qué.

 

*Jorge es muy inteligente para las cuentas, aprendió en un ratito a hacer restas “de llevar una”; pero es muy flojito para trabajar, no quiere leer y de todo quiere chillar.

*Ángel es un niño muy chistoso que se la pasa hablando todo el día. Lamentablemente, a sus 7 añitos de edad se la pasa viendo películas de terror (cuando los puse a dibujar conjuntos, hizo uno de “cabezas mochadas”), así que piensa que la sangre es un juego: hoy que les enseñé a hacer un cubo, suspendí la actividad con él y Jorge porque le acercó las tijeras a Miguel.

Y pues ya me voy porque aquí está el Director y aún tengo que conseguir la edición impresa de mi periódico.

¡Feliz regreso a clases!

Un blog CO2 neutral.

Mañana es mi cumpleaños, y estoy muy contenta de celebrar un año más de vida en compañía de mi esposo. Entre los regalos que en esta ocasión recibiré se encuentra uno muy especial: ¡un árbol!!!

Desde España recibí la invitación para participar en esta iniciativa de Protierra: “un blog, un árbol”. Gracias al post que están leyendo, un arbolito será plantado y cuidado en mi nombre.

pro tierra 
 Para ser parte de este movimiento, escribe un post en tu blog y agrega uno de los botones. Lee toda la información en la página http://www.ofertia.com/protierra/co2-neutral
Ofertas en ofertia.comOfertas CO2 neutralOfertas y catálogos ecológicosFolletos ecológicosCatálogos onlineOfertia.compro tierracomprar ofertas ecológicasOfertas CO2 neutralpro tierraCatálogos onlineFolletos ecológicos 

Si deseas saber más sobre Protierra, entra a: http://www.ofertia.com/protierra


Uno de los primeros lugares turísticos que conocí cuando me vine a vivir al Bajío de México: el Parque Metropolitano, ubicado en León, Guanajuato; cerca de la salida a Lagos de Moreno, Jalisco. Cada año, ahí se lleva a cabo el internacionalmente famoso Festival de los Globos, al cual espero ir ahora sí este año (mhhh).

 
Hace rato que no vamos al Parque Metropolitano porque la última vez alquilé una bici y me puse un santo ranazo al chocar con los postes, no nono (por eso ahora soy “deportista de Wii”, jaja).

En las noticias recién salió que la Presa del Palote, alias “el lago del Metropolitano”, está totalmente SECA…

¿Alguien sabe qué se puede hacer al respecto?