Guten tag, Ramón (Buenos días, Ramón)


Ojalá en la vida real todas las historias de migrantes fueran más o menos así:

Ramón (Kristyan Ferrer) ha intentado cruzar la frontera con Estados Unidos cinco veces, pero siempre lo regresa ‘la Migra’ antes de lograrlo. En la última ocasión salvó la vida de milagro pues los polleros abandonaron el camión sin ningún remordimiento.

Ramón tiene dos opciones para ayudar a su mamá (Arcelia Ramírez) y a su abuela (Adriana Barraza): quedarse en su pueblo y trabajar para ‘el Chiquis’, que quién sabe en qué  negocios sucios anda, o intentar nuevamente cruzar la frontera con el vecino país del norte.

En una de esas, un amigo (Hector Kotsifakis) le hace la pregunta que cambiará su destino y el de su familia: 

¿Por qué no te vas para Alemania?


Ramón consigue dinero vendiendo un terrenito (que de todas formas ocupaban sin su permiso) y se lanza con sus pertenencias en una mochila a un país desconocido, donde hablan un idioma del que no entiende ni jota, a buscar a la tía del amigo que supuestamente vive a orillas del río Rin. ¿Qué pasará con él?

“Guten tag, Ramón” es una película positiva, bonita y realmente divertida. Una cita de Jorge Ramírez-Suárez super recomendable, que te dejará un buen sabor de boca y que con todo gusto volveré a ver. 

Jéssica de la Portilla Montaño de Juárez

De vez en cuando reapareces. Esperas a que esté distraída, me acechas como un recorte amarillo que no sé de dónde saqué y entonces reapareces, sólo en ciertas ocasiones, precisamente cuando creo ya no extrañarte, me acompañas por breves instantes y de inmediato te disuelves, te haces espuma callada... Puede que siempre estés ahí y yo ni siquiera te note.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. 25 Agosto, 2017

    […] sé si he contado la historia real de cómo el destino se encargó de juntarnos de nuevo, esta vez de forma […]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: