Otra vez… cada vez…

Cada día vivo con lo que siempre soñé. Por las noches sueño con lo que antes perdí.

Si hago un balance entre lo que quise y lo que ya no necesito pedir, salgo ganando pues nada me falta, cuento con lo indispensable para forjar mi existencia. Nunca creí que sería feliz pero así es: hago lo que quiero, estoy con quien amo y duermo sin preocupación ni prisa

Cada mañana despierto contenta sabiendo que comeré rico, que mi mami y mi hermana me esperan en Messenger, que Héctor llegará a medio día para apoyarme con dos loquitos que son mis alumnos, que mi perrito está sano. Por las noches me cubro con cobijas y besos y lunas y estrellas. 

Ya quiero que amanezca otra vez cada vez… 

Estrenando bebé

No sé si fue regalo adelantado de navidad, o porque ayer cumplimos ya año y medio casados, pero he aquí el último y fabuloso obsequio de Héctor:

…un hermoso teclado enrollable. Como aún no sirve mi PC, debo usar la notebook HP Mini para trabajar y dizque estudiar, y si bien uno puede adaptarse a la micropantallita aumentando el tipo de letra, la verdad es muy molesto para el túnel carpiano usar un teclado tan apretado.


Esta hermosura tecnológica se conecta al puerto USB, así que puedo utilizarla en cualquier computadora.

 
…y de paso, un minirratón óptico retráctil.

¿Qué más puedo pedir???

(¿qué tal si pido que yaaa arreglen la fuente de mi super PC???)